3ª etapa: Papallacta a Baeza

CAMINATA 2014

11 de julio

Con la alegría de dar la vida por la paz y la Amazonía

 

altLa noche ha sido fría tanto en la casa comunal, como en la casa parroquial. La sensación general es que no se ha dormido bien. El Padre Evelio ha preparado todo, trayendo colchones y cobijas desde Baeza.

A las 05:00 nos levantamos. El ambiente es de lluvia y frío. Las aguas termales han provocado una relajación pero se siente el cansancio.

A las 05:30 el equipo de logística tiene preparado el desayuno con mucho cariño y dedicación. Estamos en calor y nos organizamos con las banderas, pancartas, consignas, cantos y nos despedimos agradecidos de Papallacta.

La policía se coloca a nuestras espaldas para darnos la seguridad que necesitamos en una carretera peligrosa. Iniciamos la Caminata con la oración: pedimos la asistencia del Espíritu, cantamos las alabanzas a Dios y meditamos el Evangelio, sintiéndonos enviados a proclamarlo con nuestra caminata. El Cantor Juan Morales dirige la oración.

Los pensamientos e ideas de Alejandro nos mantienen en las opciones de caminar con espíritu misionero. Continuamos tomando conciencia de la espiritualidad del caminante reflexionando los pasos que tenemos que dar para hacer una experiencia de peregrinos. El encuentro con Dios, con uno mismo, con la realidad y el anuncio misionero se abren a la experiencia de este día. Comenzamos con ritmo nuevo.

En Cuyuja nos esperan con una rica cocoa, chifles y panes. Es la generosidad de las familias y de la gente que nos hace sentir la grandeza del amor de Dios.

Los carros al pasar pintan y expresan su apoyo a la Caminata, otros se quedan perplejos ante lo que ven: son locos e imprudentes. Hay otra Caminata que va hacia la amazonia: es la del agua, tantas cascadas, el río Quijos torrentoso y majestuoso que avanza con un ritmo confortador. Es la Caminata del amor de Dios que nadie la puede detener. Hoy caminamos juntos o mejor dicho paralelos y en algunos momentos nos juntamos ¡Bendito sea Dios!

Comienzan a aparecer las dificultades físicas, tentaciones de abandono, pero el ambiente de fraternidad favorece la ayuda mutua.

En el barrio La Victoria el equipo de logística nos espera con un refrigerio que nos reconforta para continuar el camino. En el grupo nos alientan los cantos y oraciones. Nos esperan en Baeza con una rica comida preparada por el grupo Juan XXIII y la acogida del P. Evelio.

Participamos en la evaluación del día, donde nos conocemos un poco más, se expresan las motivaciones de cada uno de los caminantes, participamos de la Eucaristía con el pueblo… las fuerzas nos la da el Señor. Hemos dejado todo para realizar esta experiencia de conversión personal y sentir la realidad.

Sentimos la presencia de Dios: a él la gloria y la alabanza.

 

VisitasVisitas

Vicariato Apostólico del Aguarico - (02) 2257689 - (06) 2880501 - info@alejandroeines.org
                                          TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS - 2012